“Industria 4.0 implica ir un paso más allá de la automatización” Antón Valero

Por: InfoPLC

Entrevista a Antón Valero / Presidente — Comité Organizador de Expoquimia y Feique

La industria química seguirá confiando su crecimiento a la especialización y a la inversión en I+D+i para diversificar su actividad. Paralelamente, el sector explora las nuevas formas de producción y los nuevos modelos de negocio que puede ofrecerles la digitalización.

¿En qué situación se encuentra la industria química española en la actualidad?
Antón Valero (AV). Continuamos consolidándonos como uno de los sectores claves de la economía española. Sus más de 3.000 empresas, con una cifra de negocios conjunta de 59.000 millones de euros en 2016, generan el 12,6% del producto industrial bruto, y más de 540.000 empleos directos, indirectos e inducidos. El sector, que ya alcanzó en 2014 su techo de facturación previo a la crisis, acumuló en el periodo 2007-2016 un crecimiento del 18,7%. Y respecto al comportamiento en los mercados exteriores, continúa situándose como el segundo mayor exportador de la economía española.

Tendremos buenas noticias para este año entonces…

Para el ejercicio 2017, las perspectivas son también positivas, estimando un crecimiento moderado de la cifra de negocios en la medida en que los precios industriales lo hagan también al mismo ritmo y que el precio del petróleo se mantenga en niveles próximos a los actuales.
La industria química tiene capacidad, además, para protagonizar un destacable crecimiento en los próximos años. Nuestro reto en el horizonte está en formar parte del desarrollo pronosticado a nivel global para esta industria, ya que según un informe de la consultora Prognos la química será el sector manufacturera que alcance el mayor incremento hasta 2030, con un crecimiento productivo anual del 4,5%.

¿Qué tendencias de mercado están marcando los principales sectores verticales de la química?

Difícil de mencionar unas sin dejar otras. No se debe perder de vista que la química está presente prácticamente en la totalidad de sectores económicos al contribuir de forma constante a ofrecer soluciones globales y sostenibles a un amplio abanico de retos y demandas sociales relacionados con la energía y el cambio climático, agua y alimentación, crecimiento demográfico y salud, mantenimiento de recursos naturales y protección del medio ambiente, proyección que sostiene perfectamente unas positivas perspectivas de crecimiento para el sector a medio y largo plazo.

¿Es competitiva la industria local respecto a otras economías internacionales?

Tanto España como Europa en general han ido perdiendo músculo industrial, y por tanto competitividad, paulatinamente y de manera muy evidente en la última década. Es necesario cambiar muchas inercias, pero sobre todo, es urgente contar con políticas y consensos de verdadero corte proindustrial que lleven a materializar el impulso del sector químico. También se echa en falta una mayor defensa comercial de la Unión Europea ante otros competidores internacionales.

A pesar de ello, nuestro reto es seguir focalizando nuestra competitividad en la especialización apostando por la I+D+i con el fin de diversificar nuestra actividad con productos de mayor valor añadido que el de nuestros competidores como de hecho ya se está haciendo. Si consideramos el sector químico como un commodity, perdemos nuestro valor diferencial, sin embargo, la investigación es lo que nos permite realmente evolucionar para ir cubriendo nuevas demandas sociales y por tanto nuevas oportunidades de negocio.

“Es urgente contar con políticas y consensos de verdadero corte proindustrial que lleven a materializar el impulso del sector químico”

¿Qué papel quiere jugar la industria química en relación a la apuesta del gobierno de un mayor peso del sector industrial?

Si España quiere ser un país capaz de generar empleo estable y de alta cualificación, empresas de elevado valor añadido, y un tejido productivo intensivo en innovación y con vocación exterior, la apuesta debe ser la industria, pero para llegar a representar el conocido objetivo del 20% del PIB hasta 2020, tenemos que ofrecer mejores condiciones competitivas como país.

Y esto significa no sólo un fuerte apoyo institucional, sino también realizar reformas valientes en diferentes ámbitos clave para el sector químico pero también esenciales para la industria española en su conjunto como son la energía o las infraestructuras logísticas y de transporte dinámicas, generar un marco regulatorio y fiscal estable que estimule la inversión y no origine inseguridades y duplicidades jurídicas que acarrean costes innecesarios, y por supuesto, medidas para incrementar el porcentaje de PIB destinado a la I+D+i.

Una verdadera política industrial que dé prioridad a estos factores nos dotaría de la solidez y resistencia que otros países más industriales han demostrado durante la crisis. Por supuesto, introducir estos cambios depende principalmente de acciones políticas.

“Desde nuevas formas de producción a nuevos modelos de negocio, la industria química va a experimentar una revolución haciendo uso de lo que las tecnologías digitales ofrecen”

¿Es la industria 4.0 un paradigma que se adoptable por la industria de procesos?

Si, la industria de procesos se convertirá en una Industria 4.0. La industria de procesos en general, y la química en particular, dada la naturaleza de sus instalaciones, está considerablemente automatizado. Durante décadas la industria química ha hecho uso extensivo de sensores y otros sistemas TIC que facilitan el día a día de la actividad en una planta (logística, diseño, modelización, monitorización y reparación). Además, la industria química es un proveedor esencial de materiales y tecnologías que forman la base de muchas soluciones digitales.

Pero no debe confundirse la automatización con la digitalización, esto implica ir un paso más allá y tratar con la gran cantidad de datos generados y ser capaces de reaccionar con agilidad. Desde nuevas formas de producción a nuevos modelos de negocio la industria química va a experimentar una revolución haciendo uso de lo que las tecnologías digitales ofrecen. Se espera que tenga un impacto especialmente alto en la modernización de las capacidades productivas y posicionará a la industria europea y española por delante en la carrera de la competitividad y sostenibilidad.

Las fábricas del futuro no serán suficientemente competitivas sin sistemas integrados. La producción emplea cada vez con mayor frecuencia innovaciones digitales tales como captura de datos, planificación y control, modelización y simulación, cloud computing y análisis de big data gracias a ordenadores de alto rendimiento y conexiones de datos más potentes. Es precisamente por esto por lo que la industria de procesos pasará a ser una Industria 4.0. Pero requiere tiempo, no es una transición sencilla.

¿Cómo se conectará Expoquimia con el resto de eventos de la Barcelona Industry Week?

El impulso de la digitalización en los procesos industriales es el hilo conductor de los eventos feriales que integran la Barcelona Industry Week. En este sentido, queremos poner de relieve que, en pleno siglo XXI, todo está interconectado y que es fundamental apostar por la digitalización de la industria para lograr una producción más eficiente y sostenible. Además de que los visitantes de cada uno de los salones podrán acceder al resto de la oferta con la misma entrada, hemos diseñado la Ruta de la Innovación en la que señalizaremos los stands de expositores de todos los eventos que han decidido apostar por la digitalización con un sello distintivo y que aparecerán en la Guía del Visitante.

¿Qué destacaría de Expoquimia 2017?

Cada tres años, Expoquimia demuestra la fortaleza de un sector fundamental para el desarrollo socioeconómico no sólo de España sino de todo el mundo. Edición tras edición, Expoquimia ha sido el escenario en el que las empresas líderes han dado a conocer sus novedades e innovaciones. En 2014, y bajo el impulso de FEIQUE, lanzamos la iniciativa Smart Chemistry Smart Future en la que reunimos los proyectos más innovadores, y que son una realidad, de nuestro sector. Tras el éxito de 2014, en esta edición volvemos a contar con este proyecto corporativo que no dejará indiferente a nadie. Además de un amplísimo programa científico con la presencia de ponentes de todo el mundo para, desde la química, dar respuesta a todos los retos que tiene planteada la sociedad actual.

Fuente: http://www.infoplc.net/plus-plus/empresas/entrevistas/item/104740-industria-4-0-implica-ir-un-paso-mas-alla-de-la-automatizacion”